Productos

Vidrieras Virtuales

La Guía Kosher

Mercado Kosher

Certificaciones

Regístrese

Asociese

Foros

Novedades

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

PRABINO MENAJEM ABDELJAK

Menajem_Abdeljak

BS”D

Reé - La prueba de amor

 

                                                                                                                  

Por Rab Menajem Abdeljak

 

Éste Shabat anunciaremos, Beezrat Hashem, el mes de Elul, el mes de la Teshuvá. Todos comenzamos a pensar en el balance, en la corrección, en la compostura de nuestros errores, en el perfeccionamiento de nuestras virtudes. Y en estos grandes momentos, nos surge la incertidumbre: ¿Podemos revertir todo éste mal y empezar una historia limpia y pura? ¿O tal vez es sólo un delirio?

 

El Talmud (Bablí Jaguigá 15 y Ierushalmi Jaguigá 2:1) cuenta la historia de vida de Elishá ben Abuyá. Él fue un gran sabio, hasta llegó a ser maestro de Rabí Meir Baal Hanés, pero en sus últimos años abandonó el camino de la Torá, renegó de Hashem y llegó a cometer los más aberrantes pecados.

También perteneció a un grupo de privilegiados Kabalistas quienes, junto a Rabí Akibá, accedieron a los más íntimos secretos divinos. La causa de su desliz fue justamente la mal interpretación de una imagen a la que estuvo expuesto en dicha congregación esotérica.

 

En cierta ocasión, le pidió Elishá a su “discípulo”, Rabí Meir, su interpretación a una frase de Shelomó Hamelej en la cual compara la Torá al cristal y al oro. Éste le explicó que la intención era que el bien es arduo obtenerlo como el oro y fácil pederlo como la rotura de cristal.

 

Pero Elishá no aceptó su explicación y a cambio le ofreció la que él mismo había escuchado de Rabí Akibá que así como el vidrio y el oro se pueden reciclar, del mismo modo quién abandonó el camino de la verdad tiene siempre la posibilidad de corregirse.

 

Entonces Rabí Meir aprovechó la oportunidad y le retrucó: entonces ¿Por qué no retornas a la Torá? – Yo no puedo, afirmó Elishá. Una vez, montaba sobre mi caballo en Yom Kipur que cayó Shabat y pasé por el sitio donde estaba el Bet Hamikdash y oí una voz celestial proveniente del Kodesh Hakodashim (El lugar más sagrado del Bet Hamikdash al cual sólo ingresaba el Cohén Gadol en Yom Kipur) que decía claramente que las puertas de la Teshuvá están abiertas para todos excepto para mí.

 

Rabí Meir intentó infructuosamente persuadirlo. Entonces comenzaron a recorrer casas de estudio de Torá para niños en las cuales les peguntaban a los pequeños sobe lo que habían aprendido aquel día. (En aquella época era común dicha modalidad tomando como mensajes celestiales las respuestas de los niños). Asombrosamente, todos los chicos respondieron con versículos que reforzaban la convicción de Elishá sobre su incapacidad de enmendar su pasado y revertir sus errores.

 

En los últimos de vida de Elishá, vino Rabí Meir a visitarlo y le preguntó: ¿Aún te niegas a arrepentirte de tus errores? – ¿Y si lo hago ahora, en mis instantes finales, tiene algún valor? –Cuestionó el abatido anciano. Claro que sí – aseguró Rabí Meir – como lo dijo David Hamelej en Tehilim (90): “Instigas a retronar al hombre hasta el momento de la extinción de su alma”.

 

Es ese momento, Elishá rompió en un amargo llanto y se despidió de éste mundo. Y Rabí Meir dijo: Creo que mi maestro murió con Teshuvá.

 

Esta historia desde ya que tiene muchos aspectos que merecen ser estudiados con minuciosidad, aquí analizaremos uno de ellos. Y seremos concisos.

 

Elishá escucha una voz celestial que le dice, sin dejar lugar a dudas, que él no será aceptado. También los niños le confirmaron una y otra vez que se le niega el camino de regreso. Pero Rabí Meir insiste en que aún está a tiempo de emprender el camino de vuelta.

 

Para entender a fondo la idea, veremos un pasaje de la Perashá semanal (Debarim 13:2-4):

 

Cuando surgiese en medio de ti un profeta, o un soñador de sueños, y te diere señal o prodigio. Aunque viniere la señal o el prodigio de que él te habló, diciendo: Vayamos tras otros dioses, que no conociste, y los serviremos. No escuches las palabras de ese profeta, o de aquel soñador de sueños; pues es que Hashem, vuestro Elokim, os prueba para saber si aman a Hashem, vuestro Elokim, con todo vuestro corazón y con toda vues­tra alma.

 

Es decir, que para probar nuestra fidelidad para con Hashem, él nos pone en situaciones que nos dan lugar al error, a la confusión. Nos hace llegar mensajes e impresiones que nos den una sensación de distanciamiento irremediable. Entonces, si nos esforzamos, a pesar de los mensajes adversos, dejaremos en evidencia nuestro amor incondicional por Hashem.

 

A Elishá ben Abuyá le llega una comunicación celestial. En otros casos, como en nuestra Perashá, el aviso viene a través de un supuesto profeta. A nosotros nos llega desde nuestro interior porque entendemos o creemos que nuestro estado espiritual es complejo y difícil de revertir, en especial en lo que a consecuencias se refiere. Nos cuesta creer que todo el pasado y sus consecuencias se pueden borrar con una decisión de renovaros y abrir una página nueva.

 

Y la disolución de esta perplejidad está en comprender porqué nos embargan estas sensaciones y verificar si estos pensamientos son o no verdad.

 

Exactamente sobre éste punto nos aclara las ideas la indicación de la Torá acerca del falso visionario que habla en nombre de Hashem incitado a pecar. Y aquí encontramos porqué le permite Hashem que sus señales se cumplan y nos hagan titubear. “pues es que Hashem, vuestro Elokim, os prueba para saber si aman a Hashem, vuestro Elokim, con todo vuestro corazón y con toda vues­tra alma”.

 

Todas las dudas, incertidumbres, temores, preguntas, cuestionamientos y cualquier sinónimo o similar, no son más que para poner a prueba nuestro amor. Con la persistencia y la obstinación demostraremos a Hashem nuestro apego incondicional a Él, lo que despertará Su compasión y benevolencia hacia nosotros.

 

 

 

Shabat Shalom

  

 

Por Rab Menajem Abdeljak (Basado en las enseñanzas del Rebe Najman miBreslev)

Si no puede ver correctamente este correo o si desea ver ediciones anteriores, puede entrar en www.azamra.com.ar

¡¡¡Esperamos sus comentarios!!!

 

© copyright todokosher.com - Está prohibida la reproducción parcial o total de los contenidos de esta página.
www.todokosher.com

 

 

 

*.*

Cerrar 

Por favor complete el siguiente formulario.

Datos de Contacto

Nombre y Apellido (*)

Empresa u Organización

Perfil de su actividad (*)

Otro

Ciudad y Pais (*)

Teléfono de Contacto (*)

Indique un teléfono en donde pueda ser Ud. fácilmente ubicado dentro de las próximas 24 horas (*)

E-mail (*)

Motivo o Interes de contacto (*)

Otros comentarios

Indique cual de las siguientes opciones tiene Ud. mayor interés (*)
Deseo se me faciliten datos para poder Yo contactarme con los responsables de esta operación
Deseo ser contactado por los responsables especializados en mi rubro o región en relación a esta Operación
Deseo Suscribirme como Miembro Abonado y poder recibir estos y demás datos de Todokosher, para poder contactarme en forma directa

Para mayor seguridad y protección de sus datos por favor digite el código trascripto a continuación (*)

(*) Campos obligatorios

 

*.*

Cerrar 

Por favor complete el siguiente formulario.

Datos de Contacto

Nombre y Apellido (*)

E-mail (*)

Comentarios


Para mayor seguridad y protección de sus datos por favor digite el código trascripto a continuación (*)

(*) Campos obligatorios